Así como el LOGLINE es una herramienta poderosa que nos permite ordenar las ideas con respecto a dónde ocurre la historia, quién la protagoniza, cuál es su objetivo y qué obstáculo(s) debe sortear, la TABLA es una manera resumida de “dibujar” esta historia, antes de escribirla.

No está de más indicar que ésta es una herramienta para dar orden y estructura al trabajo y no es para nada obligatoria. En mi caso, estudiando el modelo de tabla cinematográfica y también el literario, di con un uso simplificado que se ajusta a mis necesidades y que es el que les explico ahora, usando un ejemplo de cine archiconocido.

Desde niño nos enseñan que una historia se divide en al menos tres elementos: introducción, desarrollo y conclusión. Para los más cabezones, se puede enunciar como Tesis, Antítesis y Síntesis. Por supuesto que es un poco más complejo que esto. Y para trabajar con la TABLA nos valemos de este mismo dibujo, conformando cuatro partes (sí, 4). A saber:

1) PRESENTACIÓN (tesis): se establecen los personajes, el contexto y el conflicto que mueve la historia hacia su desenlace. El conflicto en este caso está enunciado claramente en el LOGLINE y explica “de qué trata la historia“. Ejemplo: Neo comprende que está en la Matrix, conoce a Trinity y Morpheus, lo desenchufan del mundo virtual.

2) COMPENETRACIÓN (problema): los personajes se adentran en la historia motivados por el conflicto principal. Aquí se plantean la o las historias secundarias que influyen en el desarrollo. Es “cómo influyen todos en la historia“. Ejemplo: Neo comprende qué es la Matrix, se enamora de Trinity, Morpheus le enseña la pulenta y se declara la traición de Cypher.

3) CALLEJÓN SIN SALIDA (antítesis): todo se va a las pailas, los malos se acercan, aparecen los traidores, el protagonista se desmotiva, etc. Y se cierran las historias secundarias. Es “hasta aquí nomás llegamos, Goku“. Ejemplo: Cypher ejecuta su traición y es derrotado, Morpheus es capturado, lo torturan. Todo está perdido…

4) SOLUCIÓN (síntesis): algo cambia y el protagonista supera las trabas que le impiden avanzar. Sale del callejón sin salida, supera los obstáculos y logra su objetivo. Es el “final feliz“. Ejemplo: Neo salva a Morpheus, comprende que puede hacer grandes cosas, le gana a los malos, se queda con la niña bonita, es el Elegido.

Antes que continúes riendo, hay que entender que esta simplificación y el ejemplo incluido obedecen a un tipo de literatura y cine en particular. Es aplicable a la gran mayoría de las películas taquilleras y a los libros best-sellers. Y es totalmente aplicable a la Fantasía Épica y la Ciencia Ficción y cualquier historia de aventuras, romance, terror… cualquiera.

Cada uno de estos cuatro puntos multiplica la tensión y se podría graficar como una curva ascendente que culmina con el clímax. Es una hoja en blanco dividida en cuatro partes. La línea del medio es también la mitad exacta de la historia, donde se puede dividir en el antes y el después.

1) PRESENTACIÓN:

– Trinity y Cypher se comunican, no se ven sus rostros. Alguien intercepta el llamado y los escucha, envían policía para atrapar a Trinity conectada en una habitación oscura, ella escapa.
– Neo despierta frente al computador, le dejaron un mensaje con una pista (sigue al conejo blanco). Lo invitan a una fiesta y acepta. En la fiesta Trinity le advierte que está en peligro.
– Neo despierta atrasado para ir al trabajo, le pintan el mono y recibe la llamada de Morpheus. Debe escapar pero no puede, lo atrapan los Agentes.
– Los Agentes le hacen algo a Neo, parece una pesadilla. Al despertar recibe una llamada, debe salir de inmediato. Un grupo de extraños le conducen a un lugar seguro.
– Morpheus le cuenta la pulenta con acertijos. Neo siempre ha sospechado la verdad y se arriesga. Lo conectan a una máquina, lo “rastrean” y Neo despierta conectado a tubos en una hilera de camas como la suya. Es “desechado” y alguien le rescata desde la profundidad de una alcantarilla.

¡A eso me refiero! Y eso ocurre en los primeros 35 minutos de la película. Ya que todos la han visto, notaránque cada escena descrita así de sucinta, tiene elementos ausentes, como la ropa, los personajes secundarios, el clima, la hora, cómo son los protagonistas, etc. Suponiendo que fuera una historia que estoy escribiendo, esos son detalles que están en mi mente, pero podrían agregarse pistas a cada escena, por ejemplo la primera: “Noche / interior / frío (¿invierno?). Por eso tan oscuro, luces de linterna, un cierto vaho en el aire”.
También puede ser muy específico: “Noche / casa DFL2 / Verano / Navidad”. Ahí tienes todos los elementos que te sirven para visualizar el ambiente, las luces, la ropa ligera, la familia grande apretujada en esa casa angosta.
Y están los elementos que sirven para “meterse en el ambiente” pero que luego no tienen mayor relevancia. La escena del “bug”, cuando los Agentes ponen esa cosa en el ombligo de Neo, y después cuando Trinity se lo saca con un artilugio steampunk, podrían no estar en la historia. Pero sin ellas Neo no creería todo lo que viene después, no veríamos a los Agentes en acción ni nos asombraríamos con la simple idea de lo que todo esto representa. A veces hay que ser un poco dramático. Y si se acuerdan en la película, fue muy efectivo.

Hagan el ejercicio con su novela o cuento favorito. Seguramente el orden no va a calzar, porque el autor profesional se sabe el molde de memoria y puede a gusto y disgusto extender y reducir la estructura en la TABLA, según se ajuste a sus deseos. Para mí al menos es tan útil que no puedo imaginar una historia compleja sin hacer logline ni tabla de contenidos, y al igual que la ortografía que se interioriza con práctica, llegará el día en que no tendré que hacer líneas en un papel.

Mientras tanto, les invito a jugar con esta herramienta. Hagan el mono de la novela que están escribiendo, logline y tabla. Ahí verán dónde aprieta el calamorro.

Anuncios