Sí, definitivo, me quedo sin pega.

No fue una salida abrupta. Fue un largo proceso en descenso, desmotivación en aumento, y peor, una cuota de negligencia de mi parte. Resumen de todos mis problemas: no estaba haciendo bien mi pega.
Esto redundó en que me pintaran el mono de manera categórica, o me ponía las pilas o PLR (pal que no sepa, PLR = Patada en la Raja). Resultado, decidí que PLR por voluntad propia, así les ahorraba el mal rato y yo la angustia de no saber cuándo me iban a echar. (Y por varios temas pendientes que relato a continuación)
Hace un tiempo posteé acá que me sentía en peligro de PLR. Luego me convencí que no era así, pero a pesar de ello me llegó la hora.
Y a pesar de lo terrible que puede ser para muchos quedar cesante, ESTOY CONTENTO. Tengo mis ahorros que me podrían durar un año y más; tengo docenas de proyectos literarios aguardando por ser escritos; un par de proyectos Web que llevaré a cabo apenas me libere de las pocas obligaciones que me quedan como “Encargado de Comunicaciones”. Y tengo una pega poca pero segura como ayudante en la UNAB. Ni hablar de los pitutos que salen cuando menos se los espera.
En una de esas, si me pongo las pilas y los arcanos están de mi parte, podría hacerme cargo de una cátedra en la UNAB. En realidad es un sueño que tengo, no me haría mal agarrar uno o dos cursitos de segundo o tercer año. Me preocuparía menos de la plata y haría realidad mi ambición docente.
Antes de eso me voy a poner a estudiar como loco, por deseo propio, para perfeccionar mi estilo periodístico, docente, literario y como diseñador Web. Esas son las cuatro aristas de mi cuadrángulo vocacional.
Y tengo mis abejitas. Ahora como es invierno están cagás de frío, las tenemos que ir a ver el domingo pa llevarnos unas alzas que están estorbando; si se las dejamos, podríamos perder esas colonias.
Resumen, en pocos días me quedo sin pega, y NO VOY A BUSCAR PEGA hasta terminado septiembre, ojalá. Quizá pase de largo, pero por motivos que valgan la pena. El cuidado de nuestras abejitas podría ser un buen motivo.

“Lo que nunca he tenido…
Falta no me hace”

Anuncios